.
.

.

Dos mil 577 familias de la parroquia Guajira no tienen agua


20180302_104645

 

Ana Karolina Mendoza

@AnaKarolinaMP

 

Guajira, Venezuela.  Desde diciembre, las mil 577 familias asentadas desde Paraguaipoa hasta Guarero no consumen agua potable, precisa Norma Fernández, coordinadora de agua de la parroquia Guajira. Preparan comida, se bañan, asean sus hogares y lavan la ropa con agua de jagüey: las comunidades que tienen jagüey. Las que no, sus voceros y vecinos van todos los días a la  Planta potabilizadora de  Campamento, conocida como la “Aguada pública”.

“Me anotan en la lista y me demoro dos o tres días aquí, parada, debajo del sol, esperando a que me llegue el turno de que me den agua para mi comunidad. Gasto pasajes (20 mil diario), no atiendo a mis hijos, dejo de trabajar y de ganar plata para la comida, todo porque nos den un poco de agua limpia por mucha menos plata”, relata Leonor Beltrán, quien vive en Taparito (Guarero) junto con 63 familias más. En la “Aguada” le venden el “anillo” (tanque plástico azul) en 20 mil bolívares, los camiones cisternas privados les cobran 250 mil por la misma cantidad de agua. Agua de pozo.

Sin camiones

En Guajira, no hay camiones que les surtan el agua gratuita.  Lino Loaiza, coordinador municipal de Abastecimiento de Agua mediante camiones cisternas, sentencia de entrada: “Estamos haciendo milagros”. Y explica: “Antes había cinco rutas que cubrían todo el municipio con cinco camiones operativos a media máquina, pero se fueron dañando y los fueron arrumando en el taller de la Alcaldía. Están parados por falta de arranque, prensa disco; de cauchos, de batería… Lo que estamos haciendo es dándole acompañamiento a las comunidades: que ellos busquen el transporte y nosotros le damos el agua que podamos acá en la ‘Aguada’”.

La “Aguada” tiene un tanque de almacenamiento que mide ocho metros de largo por tres de ancho y tiene cuatro metros de profundidad. Tiene otro de tratamiento y suministro cuya capacidad es de unos ocho mil litros. “A diario llegan entre 50 y 100 personas que viven en comunidades de El Rabito, Arepeta, Moina, Guarero y, la mayoría de las veces, no alcanza para todos. Esperamos que la Alcaldía pueda arreglar al menos dos camiones para palear un poco el problema de agua que sufre la Guajira históricamente”, resaltó Loaiza.

////////

Comunidades afectadas

El Rabito-Caujarito: 110 familias

Samaria: 172 familias

Guarero: 1120 familias

Paraguaipoa y sus adyascencias: 345 familias

La Punta-El Cañito: 400 familias

Malima’i-La Montaña: 400

//////

La Alta Guajira también sufre

Luis “Santos” González, coordinador de abastecimiento para la Alta Guajira, denunció que 36 comunidades, con mil 800 familias, desde Cojoro hasta Castilletes no tienen agua potable desde el pasado dos de febrero. “Ni las escuelas tienen una gota de agua. Desde el 2 de febrero que hubo un velorio no nos surten agua. Estamos sobreviviendo con el agua de tres jagüeyes que no dan para cubrir toda la Alta Guajira”.