La única mujer candidata a la alcaldía de Maicao es wayuu

Ya está recuperándose de la neumonía. El tratamiento médico no le ha interrumpido su campaña. Sigue trabajando en su programa de gobierno. María Concepción, “Conchita”, Pana Andrioly es la única mujer aspirante a la alcaldía de Maicao por Colombia Justa Libres, partido cristiano. Y está clara que, por el simple hecho de ser mujer, no sobresale; sino por su liderazgo, por ser wayuu hablante de su lengua materna y por ser cristiana. Está resteada. En una conversación con WAYUUNAIKI cuenta esto:

—¿Cómo afrontas el reto de ser aspirante a la alcaldía de Maicao?

—Tomo este reto por mi pueblo. Veo que la población que tiene Maicao, en un 50 por ciento, es wayuu. Maicao es un territorio indígena. Soy mujer wayuu, lideresa que trabaja desde hace más de 20 años en este municipio. Inicié en la ranchería Karaquita, donde mi papá es la autoridad tradicional y el pütchipüü (palabrero), en 1997. Luego el trabajo fue creciendo. Muchas comunidades se unieron a mi trabajo social y, en el 2000, conformaron la Asociación de Autoridades Tradicionales Wayuu Karaquita, ante la dirección de Étnias del Ministerio de Interior. Entonces, empezamos a trabajar como hormiguitas en las comunidades. Con la reforma del 91, se abrieron muchas ventanas en la Constitución para los pueblos indígenas. A nosotros se nos dio la oportunidad de abrir nuestras estructuras propias, también. Siete años después, me metí en el sector salud y conformé, junto con un equipo valioso, una IPS: la IPS Karaquita que gerencié durante 12 años. Renuncié por mis aspiraciones a la alcaldía.

“Conchita” cursó siete semestres de Ingeniería en Sistemas, un diplomado en Gerencia de Municipios, y un sinnúmero de cursos y talleres en el ámbito de la salud. Siempre motivada por las necesidades de su pueblo.

—¿Tu programa de gobierno lo concibes desde la cosmovisión wayuu?

—Sí. En nuestro programa de gobierno hemos tenido mucho en cuenta a la comunidad wayuu, porque en Maicao, el porcentaje wayuu es casi del 50 por ciento y la necesidad que tiene esta población es grande. Además de que en las últimas gestiones al wayuu no se le ha tenido en cuenta, ha sido muy descuidado. Por eso, María Concepción Pana asume esa responsabilidad desde su aspiración a la alcaldía. Sé que toda la situación que pasan los wayuu: las muertes de los niños, la desnutrición se debe a que, realmente, no está llegando a las comunidades lo que envía el Gobierno nacional. Aquí los políticos que han manejado el municipio, el departamento, no les ha importado el pueblo wayuu; y, las inversiones que hacen, las hacen en el casco urbano; pero, al pueblo lo tienen de lado.

—¿Qué le ofrece “Conchita” Pana al pueblo wayuu?

—Así como el pueblo wayuu es el 50 por ciento, el 50 por ciento de los recursos que llegarán al municipio serán invertidos en la comunidad wayuu. Porque el pueblo wayuu es el anzuelo para pescar recursos y beneficios, y son quienes menos reciben. Pero, como alcaldesa, seré alcaldesa de todos, teniendo en cuenta a la población wayuu. Si Dios y el pueblo me permiten ser la alcaldesa.

—¿Cómo atenderás al wayuu de frontera?

—Los wayuu que vienen desde Venezuela no es un extranjero. Se está encontrando con su territorio: donde está su cementerio, de donde es su casta. El wayuu no pierde su territorio aunque se vaya los años que sea a trabajar por otro lado, el wayuu, siempre, regresa a su territorio. Y voy a luchar por esos paisanos, niños y adultos, que no tienen el documento de identidad, iré a la Dirección de Étnias a solicitar la cedulación y los documentos de todos los wayuu que vinieron de Venezuela. Nosotros no vamos a decir mentiras, vamos a decir la verdad: ellos estaban en Venezuela y regresaron para reencontrarse con su tierra y queremos que se les dé el documento que, por derecho merecen. Y, así, puedan acceder a los servicios de salud; los subsidios, que hay en Colombia, para los ancianos; las oportunidades de estudio, de alimentación adecuada; por la seguridad. Un alijuna que se sea alcalde no lo logrará; pero, una wayuu, sí.

Deja un comentario

scroll to top